Estás leyendo

Cristiano y Guti: ¡vaya pareja!

Cristiano y Guti: ¡vaya pareja!

El Madrid debe aspirar siempre a lo máximo. El mejor estadio (lo tiene), la afición más entendida (la del Bernabéu lo es), el mejor portero del mapa (Casillas) y el nueve más letal de Europa (Van Nistelrooy). Además, desde los tiempos sagrados de Di Stéfano, Puskas, Didí, Santamaría y Rial el Madrid ha aspirado por norma a fichar a los mejores jugadores del mundo, sin reparar en el precio ni en la dificultad de la operación. Cristiano Ronaldo es el actual Bota de Oro y el seguro ganador del próximo Balón de Oro y del FIFA World Player. Y mata por venir, que es lo más importante. Mientras Ferguson despotrica, el portugués ya sueña con su debut de blanco en el Bernabéu. Yo voy más lejos. ¿Se imaginan a Guti formando asociación con El AVE de Funchal?

Guti ha alcanzado su madurez personal y profesional a los 31 años, se siente por fin importante y, además, Schuster ha sabido manejar con eficacia sus ausencias (el campeón ganó los once partidos de Liga en los que no estuvo el segundo capitán...). Guti se frota las manos entre hoyo y hoyo (el 14 de julio volverá como una rosa tras 47 días de vacaciones) pensando en la rentabilidad que daría su alianza con Cristiano. Los pases letales de Guti en los últimos metros serían un pozo de petróleo para el crack, acostumbrando a moverse entre líneas y a irrumpir en el área con su velocidad de vértigo. Guti crecería al lado de Cristiano. Y viceversa. Veteranos y noveles. Talento por arrobas. Al 14 le van los retos. Que gane la Décima con CR7. En Roma...

También te puede interesar