Estás leyendo

Florentino y el ejemplo del Sion

Florentino y el ejemplo del Sion

Faena de aliño en una Asamblea que sacó adelante el principal reto institucional que planteaba: la modernización del Bernabéu del siglo XXI. Cuando esté finalizada la obra, habrá gente que cruzará el charco sólo para ver la magnitud del santuario madridista. Pero la cita matinal dejó perlas más interesantes en el meollo dialéctico de la semana: Mourinho. Florentino lo defendió con firmeza, convicción y vehemencia. Si de verdad se cree en este proyecto, así es como hay que blindarlo ante los compromisarios. Sin medias tintas. Además, el presidente me llegó al alma con lo de los árbitros. Por una vez, Florentino habló sin pensar en el qué dirán ni en ser políticamente correcto. Dijo lo que siente él de verdad y lo que sienten muchos madridistas. Buena parte de la afición ya está cansada de poner la otra mejilla. Lo del Villarato es un tema muy serio y Florentino no podía seguir eludiendo un problema que está ahí y que perdurará mientras que Villar y Sánchez Arminio sigan al frente del cotarro. El Sion ha dado un ejemplo con Platini de la política a seguir. No parar hasta acabar con este sistema que aborrece todo lo que huela a blanco

Toñín El Torero, un madridista de calle que palpa el pulso de la grada, también recibió la feliz noticia de los 300 euros perdonados a los nuevos socios infantiles. Y pidió la Laureada para Raúl. Hágale caso, presidente.

También te puede interesar