Actualizado

Actualizado a las

Opinión

Opinión

Yo digo Manuel Esteban

La clase B cumplió de nuevo

La clase B del Atlético cumplió otra vez con el trámite europeo. Me vuelvo a quedar otra vez con Raúl García, alias el llegador, y que con el gol de ayer lleva ya seis en su cuenta particular. Ni mediocentro ni mediapunta: es un artista a la hora de saber ocupar espacios delante del portero rival. Un jugador que te puede solucionar muchas papeletas complicadas. Desde luego el iluminado que le colocó de mediocentro en su primera temporada como colchonero se cubrió de gloria. Javier Aguirre debería ver la evolución de su pelotero. También fueron esperanzadores los detalles de Adrián y el segundo tiempo de Koke. Está claro que estos tres jugadores, junto con el Cebolla, son la baza secreta del Cholo. Aunque los tenga en el banquillo, siempre pueden cambiar el rumbo de los partidos. Virtudes y cualidades tienen de sobra.

En el lado oscuro de la cita continental hay que volver a colocar a Emre y Sílvio. Ni se les vio y, lo más triste, es que ni se les espera. Los dos están desaprovechando estas oportunidades de las que están disponiendo para demostrarle a su técnico que debería estar en el once titular. Tampoco me puedo olvidar de los aficionados. Santos varones. Los que acudieron al Vicente Calderón llevan al Atlético en la sangre porque la pachanga de ayer, ante todo, fue una pesadilla.