Actualizado

Actualizado a las

Opinión

Opinión

Yo digo Juan Mora

"Bienvenido a España"

Se lo dijo un corresponsal alemán a otro periodista extranjero que llegaba para cubrir la información de la Operación Puerto. Éste no entendía cómo los casi dos centenares de periodistas acreditados para cubrir la información podían agolparse a las puertas del juzgado en un completo caos. Pero esto no lo entendía ni él ni nadie. Por eso estaba de más justificar semejante desorganización con el "bienvenido a España". Mas ésta es la imagen que tenemos, y que tanto daño nos hace. Por eso el juicio oral de la Operación Puerto no se puede considerar un juicio más. En los países más sensibles con el dopaje están convencidos de que algo escondemos, y no hay mejor manera para convencerles de lo contrario que pedir lo que ellos piden: las bolsas.

Hemos hecho nuestra la petición de la Agencia Mundial Antidopaje. Aunque sabemos que no nos las darán hasta que el juicio acabe. Y aún así ya veremos para qué sirven después, porque puede que se encuentren en mal estado, incluso que se nieguen, pues no fueron incautadas para resolver asuntos de dopaje, sino un presunto delito contra la salud pública que ya habrá sido juzgado. Mas eso no quita para que, por fin, hayamos perdido la neutralidad que mantenía el Estado con la excusa del sub judice, y nos alineemos inequívocamente en una posición firme y clara. Lo queramos o no, estamos ante un juicio mediático en el que se va a juzgar también nuestra imagen, y al fondo están nada menos que los intereses de Madrid 2020.