Actualizado

Actualizado a las

Opinión

Opinión

Justo el momento de apoyarles

Es evidente que ni Karim Benzema ni Gonzalo Higuaín están ahora al nivel que requiere el Real Madrid. Nivel que ellos mismos han sabido mostrar tantas veces con la camiseta blanca. Habría que ser obstinado para no reconocer este hecho. Sin embargo, me parece totalmente injusta, por no decir lamentable, la campaña que se está activando en los últimos días en contra de los dos delanteros centros del equipo madridista. De repente, los que antes machacaban a Benzema con intención de defender a Higuaín y los que atacaban a Higuaín con la de apoyar a Benzema, parecen unirse en un frente de menosprecio que, a veces, está rozando incluso el insulto. Reconozco que, en ciertos momentos, fui duro con el Pipita, pero nunca me he permitido afirmar que tenía que salir del Madrid como recomiendan ahora algunas personas.

Tanto Karim como Gonzalo han demostrado que aportaban cualidades distintas al equipo y que eran muy complementarios. Por ello es triste que se ponga en duda su profesionalidad, hablando por ejemplo de su peso, y no se cuestione el sistema que Mourinho ha utilizado para gestionar el puesto del nueve: esta maldita alternancia que ha acabado por desquiciar a los dos. Peor todavía es que, en el mes de febrero, ya se este pidiendo el fichaje de otro delantero a final de temporada sin pensar en las consecuencias para el rendimiento colectivo Y el bienestar de Cristiano Ronaldo. Benzema e Higuaín han aprendido a trabajar para que el goleador y estrella del Madrid esté bien servido en el terreno de juego y se sienta respaldado en todo momento. ¿Haría tal sacrificio un Radamel Falcao, un Sergio Kun Agüero o un Edinson Cavani? Lo dudo mucho...