Actualizado

Actualizado a las

Opinión

Opinión

Regreso a la normalidad

Con autoridad. Había cierta expectación por lo que pudiera hacer el Atlético en Valladolid. Muchos esperaban que el conjunto de Simeone terminara de desinflarse y perdiera ante los de Djukic. Algunos veían crisis segura. Pero no. El Atlético ganó con autoridad, con contundencia y no dejó lugar a las dudas. El equipo rojiblanco se mostró como ha sido a lo largo de la temporada, fuerte en defensa, intenso en el medio y mortal arriba. Courtois apenas tuvo que intervenir y esa es la mejor noticia para el Atlético. Esos tres puntos le dan al conjunto del Manzanares la moral necesaria para afrontar una parte importante de la temporada, con Europa League y Copa del Rey en juego.

Fin de la racha. El triunfo ante el Valladolid pone fin a la mala racha de ocho partidos oficiales sin ganar como visitante. Desde el 18 de noviembre el Atlético no vencía lejos del Calderón y era mucho tiempo para un equipo que lo está haciendo tan bien como el rojiblanco. El triunfo se hizo esperar, pero llegó en el momento más oportuno.

Fiesta atlética. Me alegro por esos 1.300 aficionados del Atlético que vieron el encuentro en directo y que apoyaron a los suyos. En los tiempos tan complicados que corren es de agradecer que los seguidores animen y sigan desplazándose para estar con el equipo. Hubo una bonita comida con motivo del decimoquinto aniversario de la peña atlética de Valladolid, a la que asistieron unas 300 personas. La gente se pudo hacer fotografías con la Europa League y la Supercopa europea. El club siempre ha tenido un gran apoyo por parte de las peñas de Castilla y León y ayer fue una muestra más de ello.

Portería a cero. Después de lo sucedido en Vallecas y ante el Rubin Kazán es positivo que el equipo vuelva a estar seguro en la zaga. El Atlético ya ha dejado doce veces su portería a cero en esta Liga y así es complicado que se le escapen los encuentros. Y con el Cholo el Atlético ha estado imbatido en 34 de 70 partidos. Ayer el conjunto madrileño presionó como nos acostumbra y el Valladolid no tuvo opción.

Uruguayo goleador. Marcó Cebolla y consiguió su primer tanto en Liga. Con el partido decidido, tuvo la fe y la ambición de llevarse un balón que era del defensa y del portero rival. Ése es el Atlético del Cholo, un equipo que no se conforma con lo realizado y busca más. Con el uruguayo ya son once los jugadores rojiblancos que han marcado en este campeonato. Atrás quedaron los tiempos donde el Atlético dependía de Torres o de lo que pudieron hacer Forlán o Agüero. Este equipo, en esa faceta goleadora, como en otras cosas, recuerda al del doblete, donde muchos jugadores pueden marcar.

Diego Costa. La temporada del brasileño es para enmarcar. Sabía que lo tendría complicado para jugar, pues Falcao era fijo y Adrián empezaba por delante de él debido a la gran temporada pasada. Pero poco a poco Diego Costa se ha hecho imprescindible en el equipo, básico en el esquema rojiblanco. Contagia. Lucha, pelea, marca goles... En 29 partidos oficiales lleva 12 goles, seis asistencias y tres penaltis provocados. La pena es que no podrá estar el jueves en Moscú.

Ensayo general. Lo de ayer podría ser un ensayo general para el partido europeo: con frío, lluvia... Ese 0-3 le valdría al Atleti para pasar. Me queda la duda si el Cholo irá a por todo pensando en remontar. Me temo que no. Es una pena, porque el Atleti es mejor que el Rubin. Y deberían demostrarlo. Con la solvencia de Valladolid.