Estás leyendo

Tres historias y Colombia en lo alto del ciclismo mundial

Tres historias y Colombia en lo alto del ciclismo mundial

Colombia

No es casualidad que Nairo Quintana haya levantado su segundo tridente en la Tirreno Adriático, así como que Sergio Luis Henao obtuviera el primer triunfo World Tour de su carrera deportiva. Menos, que Fernando Gaviria se posicione como uno de los mejores sprinters del ciclismo mundial y que haya mostrado un poco de su fuerza frente a Peter Sagan, Andre Greipel y Mark Cavendish.

Cada uno tiene una historia, condiciones y carencias diferentes, pero todos se forjaron en una tierra en donde los escarabajos son reyes. Un país que también le ha abierto espacio a los que vienen dotados de otras características, pero en el que hay que tener algo más que talento para triunfar… en donde el apoyo llega a la par de los triunfos.

Nairo Quintana, el consagrado: La historia de vida de Nairo ya es conocida. Su pueblo en el departamento de Boyacá ganó notoriedad en el mundo y gracias a su nombre es lugar de peregrinaje. En 2017, Nairo es favorito para ganar el Giro y el Tour avalado por sus dos segundos lugares y el podio en París de 2016, un Giro de Italia y una Vuelta a España. Este año ya lleva dos títulos y su objetivo no es precisamente parar.

Así como no paró cuando sus padres le dijeron que no había plata para una bicicleta profesional, cuando sus rivales lo insultaban en sus primeras carreras en Europa o cuando la suerte no apareció en su segundo Tour de Francia y las críticas no pararon, incluso las que venían de su propio país. Cuando hablamos de Nairo ya no hablamos de una promesa, hablamos de una leyenda. El mejor ciclista que ha dado Colombia.

Sergio Luis Henao, el sacrificado: Christopher Froome lo dijo, "muchas veces ha sacrificado sus propios triunfos por el equipo". Estas palabras vinieron luego de la victoria del colombiano en la París Niza, su primer triunfo en el World Tour que llegó después de otro podio en el Campeonato Nacional de Ruta en Bogotá. Igual que Nairo, Henao comenzó su carrera en el Colombia es Pasión, luego pasó al Orgullo Paisa en donde terminó de formarse y en donde corrió sus primeras carreras profesionales. El Sky vio sus cualidades pero en el 2014 sufrió un grave accidente en un entrenamiento antes de la Vuelta a Suiza, 279 días después volvió a las grandes competencias.

En el 2016, su equipo quería que fuera al Giro de Italia, ese era su gran sueño, pero un problema en sus parámetros sanguíneos hizo que el Sky lo apartara. Alcanzó a llegar al Tour de Francia en donde fue gregario de lujo para Chris Froome y cuando parecía que un triunfo personal se acercaba para él, pasó lo peor. En los Juegos Olímpicos de Río sufrió una grave caída a pocos kilómetros de la meta. El 2017 comenzó siendo un año de revancha.

Fernando Gaviria, el diferente: No es escalador. Su talla y potencia son las de un sprinter de nacimiento. Es el más joven de los tres pero como Nairo y Henao ha pasado por pruebas que han ido forjando su carácter. Su carrera comenzó en el Coldeportes Claro y de allí pasó al Quick Step. Pero en el año en el que su flamante escuadra lo fichó sufrió un accidente en la Vuelta de la Juventud. Ya con el equipo belga, sufrió una caída en la Milán San Remo 2016 por una imprudencia y en los Juegos Olímpicos, quedó en el cuarto lugar del ómnium, lo que lo llevó a renunciar al ciclismo de pista. Aunque su nivel lo ha llevado a lo más alto de las rutas europeas y americanas, el camino no ha sido fácil. Este año sus objetivos principales son la Milán - San Remo, en la revancha del 2016 y por lo menos ganar dos etapas en el Giro de Italia, la primera grande de su carrera deportiva. Gracias a su talento como sprinter, Colombia sumará más puntos en la clasificación general de la UCI.

Detrás de Nairo, Henao y Gaviria hay más ciclistas que se han forjado con dolor, paciencia y disciplina como Járlinson Pantano (gregario de Alberto Contador), Darwin Atapuma, Miguel Ángel López, Rodolfo Torres, Esteban Chaves, Winner Anacona, Dayer Quintana, Carlos Betancur, Sebastián Henao, Jonathan Restrepo y, por supuesto, el veterano Rigoberto Urán. No es todo, ahí está la nueva promesa Egan Bernal del Androni italiano, la nueva contratación del Quick Step Telcom Gimex, Mauricio Orozco y muchos más, que comienzan su camino en las carreteras colombianas. No es locura, Colombia celebrará mucho más en el 2017 gracias a sus ciclistas.

0 Comentarios

Mostrar

Te puede interesar